Skip to main content

Digestivo

 

Las enzimas digestivas son un elemento importante para una digestión saludable. Facilitan la descomposición normal de proteínas y di y tri-péptidos. La lipasa promueve la descomposición de los lípidos, mientras que la amilasa y la glucoamilasa estimulan la descomposición de los polisacáridos del almidón y el glucógeno. La invertasa y la lactasa favorecen la digestión de los disacáridos de carbohidratos, incluido el azúcar lácteo lactosa. La celulasa, la hemicelulasa, la beta-glucanasa y la fitasa actúan para descomponer los elementos de la fibra de la pared celular y el ácido fítico, promoviendo la biodisponibilidad de nutrientes de los alimentos. Además, la alfa-galactosidasa favorece la descomposición de ciertos carbohidratos complejos, como la rafinosa y la estaquiosa, que se encuentran en algunos vegetales, cereales y legumbres, lo que ayuda a aliviar la hinchazón o gases ocasionales.